Lianet Mejías, María Esther Rodríguez y Dailín Romero son tres jóvenes graduadas de Medicina General Integral, ellas unidas a otros galenos en Nueva Paz recuerdan por estos días el aniversario 92 del natalicio del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, impulsor del sistema de salud cubano, único de su tipo a nivel mundial.

Entre anécdotas y perspectivas para el futuro las tres galenas manifestaron el compromiso de seguir adelante como parte de este logro de la Revolución el  que hoy trasciende en países hermanos, cumpliendo la máxima del pensamiento internacionalista del Caguairán Mayor, sin  interesar clase social, vivan donde vivan hasta los lugares más recónditos de otras latitudes del mundo.

“Los jóvenes de la salud estaremos donde nos necesiten porque nos debemos al pueblo que construye con sus propias manos un mundo mejor, a la gente humilde, al niño descalzo que en otras naciones sufre de alguna enfermedad por ser hijo de padres con baja solvencia económica”, expresó  visiblemente emocionada Dailín.

“Seremos consecuentes a su legado que crece y se multiplica en miles de médicos, jóvenes y no tan jóvenes decididos a salvar vidas y poniendo bien en alto la bandera de la estrella solitaria, orgullosas de habernos formado en la obra de infinito amor”, afirmaron Lianet y María Esther.

Las tres doctoras ratificaron su deseo de continuar superándose en una profesión que emana de no pocos sacrificios inclusive hasta en lo personal porque a veces la distancia geográfica conspira en contra del sentimiento más universal cuando se cumple una misión internacionalista.

Compartir / Share

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to Twitter