Candidata presidencial progresista denuncia posible golpe en Perú

"No permitiremos golpe de estado con fines corruptos."
"No permitiremos golpe de estado con fines corruptos." Foto: PL

Lima: La candidata presidencial peruana Verónika Mendoza denunció hoy que persiste el riesgo de un golpe de Estado derechista, consistente en provocar y aprovechar una situación de caos para apoderarse del Gobierno, publica la Agencia Informativa Latinoamericana (PL).

En un debate con varios de sus contendores transmitido por Internet, la aspirante izquierdista tocó el tema al fijar su posición sobre la lucha contra la Covid-19 y plantear que esta debe combatirse con la vacunación estatal y gratuita, entre otras medidas.

‘No vamos a permitir que se haga negocio con la vacuna y tampoco que se pretenda sembrar miedos y desconfianza en la vacunación para generar temor y caos para intentar usurpar el poder con un golpe de Estado de por medio’ con fines corruptos, manifestó.

Aludió así a una maniobra mediática y política que en días pasados intentó cuestionar la calidad de la vacuna china Sinopharm, aplicada en Perú.

El hecho dio pie al pedido del candidato de extrema derecha Rafael López de que el Parlamento destituya al presidente Rafael Sagasti, lo cual generó repudio mayoritario.

De otro lado, al exponer su política anticorrupción, la aspirante por el bloque de izquierda Juntos por el Perú señaló la necesidad de firmeza para castigar a los corruptos y de una política preventiva, de transparencia y participación social en la vigilancia y detección de casos de inmoralidad administrativa, entre otras.

Anotó que también hay corrupción en casos como el de ‘un gobierno antipatriota’, el del padre de la candidata neoliberal Keiko Fujimori, Alberto (1990-2000), que entregó el monopolio del servicio ferroviario hacia las ruinas de Machu Picchu al actual candidato Rafael López.

Mendoza añadió que la postulante Fujimori, defensora de la Constitución neoliberal puesta en vigencia por su padre, señala que ese y otros contratos privatizadores deben mantenerse, en vez de defender el interés nacional.

También cuestionó las proclamas de mano dura y de defensa del principio de autoridad lanzadas por sus rivales Fujimori y el general jubilado Daniel Urresti, populista de derecha, en el tema de la seguridad ciudadana.

Dijo, sin nombrarlos, que no tienen autoridad moral para invocar el principio de autoridad quienes son procesados por lavado de activos y otros delitos (Fujimori) o por asesinato y violación (Urresti).

La candidata izquierdista cuestionó las contradicciones del populista Yonhy Lescano, primero en las encuestas, y apuntó que mientras él se presenta como impulsor de reformas y defensor de la democracia, su compañero de partido, Manuel Merino, quien fracasó en el intento de hacerse de la presidencia ante el rechazo general, plantea posiciones conservadoras.

Anunció de otro lado que, de ser elegida, sus primeras medidas estarán referidas a enfrentar la emergencia sanitaria de la Covid-19 y a reactivar la economía en crisis y el empleo masivo y adelantó las políticas que desarrollará al respecto y cómo serán financiadas.

Mendoza ratificó la decisión de convocar a un referendo para que el pueblo decida si quiere o no una nueva carta magna en reemplazo de la neoliberal vigente, mediante una asamblea constituyente con participación social. (adm)

0 0 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Custom HTML